Como Palamós, ¡no hay dos!

Volveremos a reír, a bailar, a disfrutar al aire libre, de la gente, de una puesta de sol 🌅… Volveremos a sentir el olor de la tierra, del mar, de unas gambas🦐 a la plancha .. . Nos reencontramos pronto en Palamós.

Pronto volveremos a disfrutar de nuevo de Palamós, de sus paisajes, de su gente… ¡Después de esta pausa os esperamos!

Nos ha encantado este vídeo que ha compartido la cuenta de Facebook de “Turisme Palamós”, donde se refleja perfectamente la definición de Palamós a vista de águila (o mejor dicho: Dron).

Podemos admirar la inmensa playa grande de Palamós junto al magnífico puerto repleto de barcos variopintos. Esas calas escondidas junto a las barracas de pescadores, la playa de La Fosca, la playa de Castell, junto a sus ruinas del pueblo Íbero que vivió hace muchísimos años.

Las fiestas populares que se celebran en las fiestas de junio o en el escenario de la arboleda contrastan con los trabajos centenarios como el de los pescadores, que se pueden ver en la lonja e incluso trabajando arreglando sus propias redes junto al puerto.

¿Habéis disfrutado alguna vez del espectáculo que es la subasta de la lonja? Es una experiencia única, con ese maravilloso olor a mar que lo impregna todo.

Si lo habéis hecho, habréis estado junto al Museo de la Pesca de Palamós, con objetos muy valiosos y muy interesantes para los curiosos del mar.

Otro de los encantos de Palamós es el skyline que se puede ver desde la playa que incluye la parte alta de la iglesia de Palamós.

En definitiva, todos esos elementos unidos a nuestra gente, hacen que este lugar sea idílico perfecto para vivir, hacer una escapadita, unas vacaciones con el calor y playas del verano o la tranquilidad del invierno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *